Portada - Grupos reducidos

Grupos reducidos en FEBES

En Febes creemos que un niño de 4 meses con quién mejor está es con su mamá o su papá, que son las personas que más lo quieren y las que le van a enseñar con más amor. Por eso nuestro centro, prefiere trabajar con muy poquitos niños para conseguir que sientan que ése es su segundo hogar. Un hogar donde reine el cariño, el respeto, la alegría y la ilusión.

Queremos que cuando nuestros alumnos salgan al colegio, tengan atención, sepan escuchar, quieran seguir aprendiendo y descubriendo el mundo, respeten, cuiden y quieran a sus compañeros, respeten y obedezcan a sus padres y profesores, que disfruten de la música, que amen los cuentos y sientan curiosidad por el arte y por todo lo que les rodea.

En Febes dejamos a los niños tiempo para pensar, para expresar sus reflexiones y emociones, para experimentar.

Les dejamos tiempo libre para que aprendan a compartir, a negociar, a tener paciencia, a aceptar o defenderse cuando su compañero lo abraza, lo empuja, le da un beso, se le tumba encima o tira de su mano para llevarlo a algún sitio. Para que puedan imitar a los adultos y mediante el juego expresar sus preocupaciones. Para que puedan sentarse en nuestro regazo y desde ahí observar a sus compañeros o explorar un juguete.

En Febes todo nuestro día está programado, pero intentamos que la mañana funcione sin ir deprisa y estresados. Si un día nos quedamos más tiempo reflexionando o hablando sobre un tema de nuestro interés y no nos da tiempo a hacer la actividad de después, no pasa nada, la haremos otro día. Los adultos vamos siempre rápido y con ello aceleramos a nuestros hijos y les obligamos a ir a una velocidad exagerada. Eso puede provocar que nuestros hijos presten menos atención de la que deben o provocarles problemas de déficit de atención. Por eso intentamos ir a su ritmo.


¿Qué diferencia nuestra programación del resto?

En Febes intentamos que todos los aprendizajes que recibe el niño sean significativos para él, que partan de su día a día y de sus conocimientos reales.

En Febes mantenemos una relación muy cercana con nuestros alumnos y sus padres, compartiendo con ellos actividades y ofreciéndoles un asesoramiento constante.


¿Hacemos fichas?

Sí hacemos fichas, pero no son nuestra única metodología. Las fichas las usamos para aprender grafomotricidad (trazos que luego nos ayudarán a escribir mejor), o para evaluar si hemos adquirido un determinado concepto.


¿Usamos Bits o tarjetas de memoria?

En Febes no usamos Bits, usamos imágenes. ¿Por qué?

Memorizar la cara de un compositor con su nombre, es una experiencia inútil para un bebé que no es capaz de asociar esta información con nada que tenga sentido en su mundo. Y no hay ninguna prueba de que mejoren el cerebro.

Nosotras les ayudamos a aprender en el contexto. Intentamos que todo lo que van a aprender tenga sentido para ellos. Por eso vemos muuuuchas imágenes, las observamos, las analizamos, hablamos sobre ellas y jugamos con ellas. Pero siempre relacionándolas con el día a día de los niños.


Cuentos

En Febes nos encantan los cuentos. Todos los días tenemos sesiones de cuenta cuentos y durante el curso nos llevamos diariamente cuentos a casa para verlos con nuestros papás.

FEBES
C/ Vall D'uixo 6, Valencia - 46014
Teléfono: 96 320 13 44 http://www.febes.es
FEBES
C/ Manuel Simó 24, Valencia - 46014
Teléfono: 96 065 69 53 http://www.febes.es